Un arte que apuesta por un mañana mejor

/ 20 enero, 2015

La Habana se suma a la ya considerable lista de ciudades que han acogido el proyecto United Buddy Bears, una idea que apuesta por la comprensión, la paz y la amistad entre las naciones del mundo, independientemente del sistema político que las rige o la fe que profesan sus habitantes.

Un total de 124 osos Buddy en representación de algunos de los estados reconocidos por las Naciones Unidas componen la muestra escultórica que llega a una de las plazas más legendarias de nuestra ciudad: la Plaza de San Francisco. Cada uno de ellos ha sido intervenido por un artista para su país natal en un intento por dejar plasmados la historia, características o anhelos de su pueblo. Y es precisamente la aspiración principal de este empeño, que llegándonos a conocer y entender mejor unos y otros, logremos vivir en un entorno de mayor armonía en el que no solo se respeten las diferencias, sino también se comprenda su verdadero sentido.

La escultura del oso Buddy fue concebida en el 2001 por la pareja berlinés de Eva y Klaus Herlitz con la asistencia del escultor austriaco Roman Strobl quien, también junto a su esposa Anne, realizó los prototipos que, una vez materializados, se exhibieron con éxito en el Buddy Bär Berlin Show 2001. Desde entonces se pensó en este arte de manera más amplia y con más nobles propósitos.

Es así que desde el año 2002 la muestra ha itinerado por importantes urbes como Hong Kong, Estambul, Sídney, Tokio, Viena, El Cairo, Jerusalén, Buenos Aires, Montevideo, San Petersburgo, París, Río de Janeiro, entre otras que suman un total de veintiséis exposiciones en los cinco continentes. Siendo apreciada por alrededor de treinta millones de personas, la iniciativa y las numerosas actividades que le acompañan, ha recaudado más de dos millones de euros para la UNICEF que, a través de la asociación «Buddy Bear Help» fundada por Eva Herlitz en el 2004, asiste a muchísimos niños de forma rápida y con menos burocracia.

En esta oportunidad, además de los 124 osos que representan diferentes países, se exhiben 4 osos especiales que, al igual que el resto, están modelados en material sintético y reforzados con fibra de vidrio pero que defienden conceptos más particulares: el denominado “Respeto por la vida de todos” proclama la consideración no solo por la vida de nuestra especie, sino también por la de los animales basándose en la filosofía del también teólogo y doctor Albert Schweitzer y en una frase de Ghandi que expresa que la grandeza y el progreso moral de una sociedad puede ser medidos por la forma en la que tratan a sus animales. Otros dos osos unidos a través de un corazón representan “La regla de oro” y la “Ética Global” sosteniendo ideas como el deber de tratar a los demás como nos gustaría ser tratados y la aceptación de las diferencias de credo. Por último, muy cerca de la fuente de la plaza, hay un oso en el que puede leerse una frase de Einstein que resume el mensaje de la muestra: La paz no puede alcanzarse por la fuerza. Solo se puede llegar a ella a través de la comprensión.

Desde mediados de enero y hasta inicios de marzo las palomas estarán compartiendo “su” plaza con estos osos multicolores de dos metros de altura que se toman “de la mano” con las patas delanteras, para sostener la idea de que la coexistencia tolerante y pacífica en el género humano es también posible. En este periodo de tiempo se estarán realizando también otras actividades culturales entre las que se incluyen recorridos especializados, rondas de canto para niños y un concurso de creación plástica para adolescentes.

En el contexto de esta exposición, la figura del oso, escogida por ser el animal heráldico de la ciudad de sus creadores, deviene símbolo de fortaleza y al mismo tiempo transmite optimismo no solo por representarse con los brazos en alto, sino también por el colorido, por las miles de sonrisas que ha arrancado a visitantes de todas las edades y por esbozar la promesa de un mañana mejor.

Beatriz Junco Cabrera

Beatriz Junco Cabrera

La Habana, 1990. Licenciada en Historia del Arte por la Universidad de La Habana. Desde septiembre del 2013 trabaja en la Oficina del Historiador de la Ciudad; inicialmente como especialista del departamento de Museología y Exposiciones transitorias en el Museo de Arte Sacro Basílica Menor y Convento de San Francisco de Asís y luego como especialista en el departamento de Artes Visuales de la Dirección de Gestión Cultural.

Comments

Arianne

29 enero, 2015

Estuve en la Plaza y me quedé maravillada con la exposición e impresionada con la cantidad de personas que asisten diariamente a verla…aunque, sin dudas, el verdadero espectáculo es visitarla de noche…es todo un espectáculo!

Responder

Publicidad

  • Editor in Chief / Publisher

  • Executive Director

  • Executive Managing Editor

  • Art Director

  • Editorial Director / Editor

  • Design & Layout

  • Translation and English copyediting

  • Spanish copyediting

  • Commercial director & Public Relations / Cuba

  • Web Editor

Boletín de Noticias Art OnCuba

* Este campo es obligatorio