Rolando Rojas

La experimentación, una aventura inigualable

/ 27 diciembre, 2016

Resulta gratificante que un grabado realizado en punta seca por el destacado grabador Agustín Rolando Rojas Leyva (La Habana, 1959) participe en un evento promovido por The London Printmaking, la Sociedad de Grabadores de Ontario, Canadá, ocasión para admirar la destreza, virtuosismo y dedicación de un artista que enaltece los misterios de las artes gráficas desde su discurso estético en esta importante convocatoria que promueve y difunde el grabado en esa región.

Exhibió Red dots (Puntos rojos), 2016, una punta seca, de 10 x 10 cm, impresa en papeles japoneses manufacturados que se centra en el rigor técnico y el uso del color, resuelta con la destreza de sus seductoras estampas. Su elegancia se consigue por el uso del Matsuo Kozo verde como papel de impresión, Gampi (conservation) de fibras cultivadas en Japón, y Tengu-Jo -papeles usados para la estampación en la técnica de chine colle, que consiste en colocar pequeños pedacitos de papeles de colores -transparentes y opacos- rasgados, superpuestos y yuxtapuestos, pegados en la superficie del soporte metálico -la matriz- antes de la impresión. Es una alegoría abstracta, cuyo entramado es fruto de la experimentación y la renovación formal de su estética.

Gracias al buen oficio y su acuciosa investigación sobre el grabado, ha participado en prestigiosos eventos: el Premio AcquiPrint International Print Biennal, en Italia, en 2010 y 2015, considerada entre las mejores; la Bienal de Punta seca de Uzice, en 2010 y 2015, en Serbia, único evento de su tipo en el mundo dentro de las estables bienales internacionales de grabado, así como en la Novena Bienal Internacional de Grabado en Miniatura, de Vancouver y la Sexta Bienal Internacional de Grabado, que patrocina la Escuela de Arte de Ottawa, en 2016, donde exhibió miniaturas impresas en papel japonés, que patentizan su maestría.

Graduado en la Escuela Provincial de Artes Plásticas San Alejandro (1978) y en el Instituto Superior de Arte (ISA), La Habana (1983), donde fue profesor de grabado (1983 – 1996) en la formación de talentos -Ibrahim Miranda, Sandra Ramos y Belkis Ayón- mantiene activa sus enseñanzas, condición sui-géneris de su personalidad. Realizó su primera muestra personal, Paisajes, en el Centro Provincial de Artes Plásticas y Diseño, La Habana, 1986. Participó en el Encuentro de Grabado’83, Sala Tespis, Hotel Habana Libre, y en Tocar la otra orilla, en el Castillo de los Tres Reyes del Morro, en ocasión de la V Bienal de La Habana, 1994. Obtuvo Mención en el Encuentro de Grabado’83, la Mención Honorífica, con su obra Túnel, en la III Bienal Internacional de Grabado; el Premio Julio Prieto Nespereira, patrocinado por el Banco de Orense, España, 1994; Mención de Honor por su obra Interior de una desgracia, en el Premio Máximo Ramos, Coruña, y por el conjunto de seis mezzotintas exhibidas en la V Bienal de La Habana recibe el Premio Ex Aequo para los artistas gráficos que desarrollan e investigan sobre técnicas de estampación de la Fundación Pública Municipal Pilar y Joan Miró, Palma de Mallorca, en 1995, galardón que lo sitúa en un alto rango a nivel internacional.

Su obra remite al pintor norteamericano Andrew Wyeth, quien influyó a la generación de artistas cubanos de los ´70, evidente en Interior de una desgracia, tras observación detenida de Garret Room, laureada en la Bienal de Ferrol, España. Mención especial merece el dibujo El abrazo, antecedente de una serie de 20 grabados de ese acto solidario, asumido como un acto de fe, tras su emigración, en una narrativa autobiográfica y simbólica del ser humano y sus interrelaciones, narrada con intimismo. Inspirado en la naturaleza y la intimidad de los seres humanos, busca la efectividad visual y el tratamiento minucioso de las superficies con un lenguaje narrativo abstracto o figurativo. Intimidades, recuerdos y nostalgias afloran con un seductor tratamiento cromático. En sus acuarelas, nos remite a una serie de paisajes realistas que evocan su proyección humanística en exponentes cargados de emoción, resueltos con un lenguaje lírico y seductor donde se aprecia el goce de la naturaleza o el encuentro emotivo entre los seres humanos.

Valora los papeles de origen japonés usados por los maestros Hiroshigue y Hokusai, óptimos para la impresión de las técnicas del intaglio. Se centra en el rigor técnico, el uso del color apropiado, la magistral impresión y la destreza técnica en sus seductoras estampas. Asume su visualidad desde lo riguroso del oficio. Alcanza su éxito en la imagen plástica mediante una técnica de pulsión estética y rigor analítico. Le fascinan los aguafuertes e intaglios por la interesante correlación en la evolución desde la etapa de pintura o dibujo hasta la fase de impresión de la imagen, ya que el desarrollo de una idea constituye un proceso mágico, único e irrepetible. Su obra es una mezcla de ímpetu e intuición de una visualidad que se centra en los valores de forma y color. En sus abstracciones y paisajes, la imagen plástica se rige por la serenidad y la pasión contenida.

La impronta, transición y evolución del grabado en intaglio se aprecia notablemente en Abrázame fuerte, 2016 -punta seca de 200 x 140 cm- concebida en 4 placas de zinc y resuelta en blanco y negro, exhibida en Uppack Studio, en Toronto, que forma parte de un conjunto de 15 grabados vinculados por la afinidad temática y conceptual donde alude a la interacción entre las personas desde un tratamiento sobrio en una composición bien resuelta, apoyada en la elegancia de las líneas en un sobrio dibujo.

Sus grabados son una obra única e irrepetible; lo que se conoce como mono-impresión. En ese proceso de experimentación, destruye el estado físico de la matriz original y la reconstruye: substrayendo y adicionando –fase de evolución y transición-, para crear una nueva obra. Logra una pieza única, lo que constituye la negación del sentido que durante siglos caracterizó a la obra múltiple y valida la originalidad de la impresión. Contra viento y marea se ha dedicado en cuerpo y alma a su profesión, a ampliar las posibilidades del grabado y poder alcanzar su realización con la pintura, siempre compartiendo sus conocimientos, promoviendo las maravillas de la especialidad gráfica, decidido a lograr su realización personal en esta disciplina que le ha dado notables reconocimientos.

Dirige Printmakers in the World, red social sobre la gráfica, donde investiga acerca de las estables bienales de grabado y ejerce su poder de autogestión desde www.agustinrolandorojas.com, canal  abierto a la comunicación fluida con profesionales, espacios e instituciones del arte contemporáneo y expertos en las redes de creación, debate, promoción y gestión. Así de complejo, detallista y riguroso es el arte de Agustín Rolando Rojas, para quien la aventura del grabado es sinónimo de hazaña y riesgo. Poseedor de una obra contundente, cuyos ejes conductores se centran en la búsqueda, el rigor y la dedicación, ha conformado una admirable colección que enriquece la historia del arte gráfico internacional.

Hortensia Montero

Hortensia Montero

(La Habana, 1951) Master en Historia del Arte, Universidad de La Habana. Graduada de la Escuela de Museología, Museo del Louvre; de Museología General Contemporánea, Universidad París I; de Documentación y Archivo, Centro de Documentación de la UNESCO–ICOM, París. Desde 1975 es curadora de Arte Contemporáneo, MNBA. Fue Premio Anual de Investigación Cultural 2001, 2002 y 2003, Centro Juan Marinello y Premio Nacional de Curaduría, 2003 y 2006. Autora del libro Los 70: Puente para las rupturas. Profesora adjunta de la Universidad de La Habana.

Related Post

Publicidad

  • Editor in Chief / Publisher

  • Executive Director

  • Executive Managing Editor

  • Art Director

  • Editorial Director / Editor

  • Design & Layout

  • Translation and English copyediting

  • Spanish copyediting

  • Commercial director & Public Relations / Cuba

  • Web Editor

Publicidad

Boletín de Noticias Art OnCuba

* Este campo es obligatorio