Espejismos

Cuba pro Estados Unidos

/ 12 agosto, 2015

La nueva dinámica de relaciones entre Cuba y Estados Unidos, signada a la apertura y el diálogo, ha sido motivo de especulación desde finales del pasado año, convirtiéndose en una provocación que busca un cambio en ciertos códigos del metalenguaje social adoptado por ambas naciones. Es lógico que el arte también traduzca este momento, readecuándolo y matizando su carácter simbólico para resaltar el cambio de tono operante en los medios de comunicación, donde se ha trocado al “Imperio” en un “honorable país” y a los otrora “yanquis” en nuestros “hermanos del Norte”. Es en esa gestualidad que emerge la reciente muestra del Memo (Raúl Castro Camacho) en la Galería Galiano.

El artista aprovecha el momento, pero lo manipula para lograr su propio fin: la convivencia de Cuba y Estados Unidos en un espacio metafórico, esa fusión armónica de las dos culturas que se desechó en el setenta, pues los símbolos pop fueron sometidos a una suerte de cacería de brujas donde se pretendía crear alternativas culturales que suplieran a los conocidos personajes norteamericanos. En este sentido, Memo busca colocar sobre la mesa las dos opciones al hacer convivir dibujos animados, películas, escenas sociales y otros elementos tipificadores de la iconografía de las dos culturas.

La exhibición se concreta en la intención de anular el conflicto mediante recursos de aparente candidez; así Mickey Mouse monta sobre Palmiche, Elpidio Valdez coquetea con Betty Boop o Pinocho se encuentra taciturno frente a un micrófono en una tribuna pública, remedando la oratoria de un conocido líder cubano. Para el Memo no existen contradicciones ni espacios para lo entredicho, de hecho colocar juntos estos elementos dispares, deviene metáfora del diálogo entre las dos naciones, de la amistad reciente que inauguran. Piezas como Dilema y El sucesor se alejan del laconismo de toda la exhibición para acentuar mucho más el trasiego temático, en la primera, las banderas cubana y norteamericana adecuan su visualidad para compartir una parte de su estética, así el artista anticipa un futuro promisorio; por su parte, la segunda advierte un controvertido tema que aparece a modo de interrogante, quién será el próximo líder que cierre un ciclo dentro de los procesos históricos del país.

Pero si bien la composición temática resulta uno de los principales hilos argumentales de la muestra, llama la atención la técnica que el artista ha desplegado. Las obras destacan por una depurada visualidad, donde el uso del blanco dota al conjunto de una atmosfera brumosa, como si estas asociaciones culturales fueran un producto del subconsciente. Una cuidada asepsia donde el espectador es sometido a un viaje en búsqueda de la imagen, que por momentos se oculta a manera de espejismo, viene a ser el trasfondo más atractivo del conjunto, ese que conjuga en una supuesta nada un mensaje que resulta hijo de sus circunstancias.

 

Publicidad

  • Editor in Chief / Publisher

  • Executive Director

  • Executive Managing Editor

  • Art Director

  • Editorial Director / Editor

  • Design & Layout

  • Translation and English copyediting

  • Spanish copyediting

  • Commercial director & Public Relations / Cuba

  • Web Editor

Publicidad

Boletín de Noticias Art OnCuba

* Este campo es obligatorio